lunes, 23 de julio de 2012

Hoy, no pienso limpiarme

¿Por qué no seguir siendo una niña? Bien mirado, se supone que es de la infancia la época en la que mejores recuerdos se tienen y donde se supone que fuimos más felices, así que no creo que sea completa y estrictamente necesario olvidar lo que era y dejar de ser niños. Las risas, los juegos, las cosquillas, la capacidad de asombro por absolutamente todo, la manera de luchar por todo lo que queríamos, los saltos, las carreras por la calle, las chuches, las no-preocupaciones…

Supongo que ya crecí en bastantes (aunque no suficientes) aspectos de mi vida, como para dejar de ser una niña también; Sí, por eso me gusta que alguien juegue conmigo a las adivinanzas, que me hagan cosquillas y llenarme la boca de chocolate… Hoy, no pienso limpiarme…

No hay comentarios:

Publicar un comentario