domingo, 16 de septiembre de 2012

Quizá de ti, ya no

Me gusta escuchar, es la ventaja de hablar poco y que los demás hablen mucho. Yo también tengo manías ocultas y pájaros en la cabeza, historias largas, historias difíciles, pensamientos estrambóticos si se piensan a la ligera o si se piensan con tranquilidad, tengo secretos guardados que nadie conoce, noches en vela por preocupaciones que nadie piensa que tenga, dudas a miles, a millones, corajes escondidos como buenamente puedo por escuchar verdades o mentiras de opiniones y consejos que no quiero escuchar aunque pida, sentimientos guardados, palabras calladas, momentos olvidados que siempre recuerdo, miedos ocultos, raciocinios llevados al extremo, sueños, ilusiones, historias inventadas, sentimientos callados, arrepentimientos varios por no haber hecho vete a saber qué, lágrimas guardadas en cajitas de papel… pero no los cuento. Así que, haré una excepción:


Te echaré de menos. A ti por irte y a ti por irme. Te echaré de menos, por estar lejos y por no estarlo tanto. Porque te echaré de menos a ti y… a ti. Y no sé si te echaré de menos mucho o poco, quizá a ti ni siquiera te eche de menos, a veces, incluso te echo de más y tan malo es eso como lo otro. Te echaré de menos por imaginar y por sentir. Te echaré de menos cuando no tengas por qué echarme de menos a mí, te echaré de menos cuando vuelva a casa sin ti, cuando las estrellas dejen de ser las mismas, cuando las conversaciones se repitan, cuando me cuentes historias a la mitad, cuando te sonría de lejos, cuando un recuerdo me haga sentir un roce en la espalda. Te echaré de menos cuando digas algo sin sentido, cuando tengas miedo y dudes, cuando no te atrevas a mirarme, te echaré de menos cuando ya no me abraces por la espalda. Te echaré de menos cuando hasta ser yo misma me cueste, te echaré de menos cuando se te acaben las sonrisas, cuando vuelvas a desaparecer, cuando vuelvas a no mirar hacia atrás, cuando vuelvas a olvidar que quizá te eche de menos, te echaré de menos cuando te olvides de mí. Quizá hoy me olvide de ti. Quizá de ti, ya no.

No hay comentarios:

Publicar un comentario