viernes, 14 de septiembre de 2012

También puede ser...

Bajar y volver. O quizá no, quizá continuar sea lo mejor, no pensar y seguir andando, mantener el tipo, la vista al frente y adaptarse a todo, hacerse de plastilina y encajar en el molde… 


A veces duele (porque es esa la palabra) el ver como las distancias cada vez se hacen más largas y aquello que siempre llamaste con tal o cual nombre, ahora parece conservar dicho nombre por pura inercia, por costumbre. Y es que a la vez que unas distancias se alargan, otras empiezan a acortarse e incluso los nombres cambian de personas o las personas de nombre...

Puede ser que las cosas nunca cambien, pase lo que pase, que las circunstancias sean extrañas a veces, que las cosas no salgan como queremos, que eso del karma exista en serio, que la vida a veces se complique un poco más de lo que esperábamos, que las prioridades cambien… pero que en el fondo todo siempre siga igual… también puede ser. O que cada cual veamos las cosas de manera distinta al que tenemos al lado y los optimismos y las esperas esperanzadas cambien de bando… también puede ser… 

Mañana será otro día…

No hay comentarios:

Publicar un comentario